19 nov. 2008

Dir en Grey - Ware, yami, tote...



¿Quién soy yo?
¿Quién se detiene y espera mientras me encomiendo al viento,
en medio del tiempo limitado?
¿Dónde está este lugar,
este lugar que se está destrozando,
en medio de estas palabras comunes y familiares?
Contamino mis intenciones con oscuridad.
Es sencillo dejar de respirar... pero sólo quiero sentirte un poco más.
¿Me permitirás vivir?
Una mañana brillante, abrí los ojos y surgieron las lágrimas;
sentí como si por primera vez entendiera su significado.
No sé por qué, pero me siento triste cuando estás junto a mí.
¿Por qué no podemos ser uno?
Extiendo las manos para recoger esas palabras demasiado frágiles,
aunque sea sólo una.
Por favor, dale algo a mi corazón,
algo como una hoja lo suficientemente afilada para herirte.
El vacío que lo compensa
madura en la oscuridad...
Los gritos de la puesta de sol.
Una mañana brillante, abrí los ojos y surgieron las lágrimas;
sentí como si por primera vez entendiera su significado.
No sé por qué, pero me siento triste cuando estás junto a mí.
¿Por qué no podemos ser uno?
Extiendo las manos para recoger esas palabras demasiado frágiles,
aunque sea sólo una.
Por favor, dale algo a mi corazón,
algo como una hoja lo suficientemente afilada para herirte.
Sólo con borrarlo todo de tu memoria, ¿crees que podrás cambiar?
Si todo se olvidase y cambiase y tú ya no fueses tú,
el acertado valor de todas las cosas empezaría a parecer cruel.
Al menos deja que lo que ahora tengo se convierta en voz.
Las normas y condiciones del mañana;
los gritos son demasiado dulces, el amor cambia de forma,
olvidando el dolor y olvidándome a mí mismo.
Pero ahora lo acepto día a día, con la prueba viviente...
El acertado valor de todas las cosas empezará a parecer cruel.
Al menos deja que lo que ahora tengo se convierta en voz.
Las normas y condiciones del mañana
con la prueba en el nombre de los vivos...

No hay comentarios: