6 oct. 2011

Versailles - Libido


Rostro... Si nos sacamos la ropa,
pronto estaremos gimiendo de pasión.
Sombra, tu sombra mueve las caderas 
con un ritmo exótico.

Bailemos en el éxtasis
hasta que alcancemos aquello que deseamos.
Ah... Sigue mirándome con esos ojos.

En un mundo que ni siquiera necesita de los sentidos,
mi elevada temperatura demuestra
que lo que me tienta es lo que nunca he probado.
Dámelo...

Deseo, lo abrazaré, ardiendo, floreciendo, 
enloqueciendo.
Tu silueta nada a través de la noche
envuelta en mis dedos.
Deseo, lo abrazaré, ardiendo, floreciendo,
mi sirena apasionada.
Nos ahogaremos en la agonía del más profundo placer.

Ojos, me guiñas esos ojos seductores.
Tu cuerpo, moviendo las caderas,
se estremece en el viento seco. 
Bailarina cautivadora,
flor venenosa.

Lames mi fiebre con la punta de tu lengua
sobre la arena ondulada
mientras despeino tus largos cabellos.
Hazme sentirlo.

Deseo, lo abrazaré, ardiendo, floreciendo, 
enloqueciendo.
Tu silueta nada a través de la noche
envuelta en mis dedos.
Deseo, lo abrazaré, ardiendo, floreciendo,
mi sirena apasionada.
Nos ahogaremos en la agonía del más profundo placer.

Pierdo el sentido en tu encanto,
pasando de la tentación al placer.

No hay comentarios: