16 ene. 2018

L'Arc~en~Ciel - Niji


El tiempo sigue pasando, 
los sentimientos se desbordan.
Echo a andar hacia aquella voz débil,
hacia tu mirada;
el futuro no se detiene jamás.

La verdad es que mi corazón es un objeto frágil;
todos tenemos nuestras grietas.
Empapada bajo la lluvia repentina,
vuelves a detenerte,
pero sigues creyendo en mí.

Me acercaré más al cielo, más alto que nadie.
Reúno rayos de esta luz que deseo alcanzar;
aunque me queme, no me importa
porque me mueve la verdad.

"El niño experimentaba un odio retorcido
hacia las sombras de los demás".
No quiero ver nada de ese mundo.
¡Nada! ¡Nada! ¡Nada!

Hacen falta cien amores
para compensar una herida
en la balanza de la memoria.
Pero el corazón es como una roca a la orilla,
devorada por las olas.
El amor cobrará forma
gracias a todas esas heridas.

Y sigo pensando en ti
a medida que pasan las estaciones...
Cierro los ojos
y, como tantas veces antes,
otra lluvia amaina.

Oh, triste tú, deseo incumplido.
¿Por qué mi corazón da a luz tanto amor?
En la Tierra ahogada se abren miles de flores
que tiemblan bajo la lluvia.

El tiempo juega con el amor,
los sentimientos se desbordan.
Echo a andar hacia aquella voz débil,
hacia tu mirada;
a ella entregaré mi futuro.

No hay comentarios: